1999: Haiti – 70 años de presencia misionera

3220
10387

Durante los pasados días 15 de octubre a 1 de noviembre, los Consultores generales, PP. Georges Darlix y Serafino Fiore, visitaron en nombre del Gobierno General nuestra Región de Haití, un país en el que la tradición redentonsta está muy arraigada (basta pensar que la Virgen del Perpe­tuo Socorro es Patrona de la capital y de la nación entera).

La presencia de los Redentoristas en Haití comenzó en 1929 cuando algunos cohermanos provenientes de Bélgica-Norte (Vice-Provincia de Roseau) se estable­cieron’ en Puerto Príncipe. Abrieron allí una capilla dedicada a S. Gerardo que en 1949 se convirtió en parroquia. La iglesia fue poco a poco ampliándose hasta acoger hoy día en su interior a más de 1.000 personas en cada celebración eucarística.

En 1980, habida cuenta del escaso número de cohermanos belgas y de las poco alentadoras perspec­tivas de futuro, el Gobierno General pidió a la Provin­cia de Sainte Anne de Beaupre que se hiciera cargo de la misión, orientándola principalmente a la pastoral vocacional. El resultado de aquella opción puede hoy verse reflejado en los siguientes datos: trabajan en la isla centroamericana 9 cohermanos canadienses (entre ellos, un estudiante por tiempo limitado), 5 redentoris­tas haitianos de votos perpetuos (3 de ellos sacerdotes, y 2 Hermanos), 13 profesos de votos temporales (2 de ellos, Hermanos), 3 novicios y 4 postulantes. Hay que mencionar de modo especial, además, a cua­tro “heroicos” cohermanos belgas que continúan realizando su misión entre Les Gonaives, Poteau y Anse Rouge: dos pertenecientes a Bélgica Norte (P. Jozef Hendrickx y P. Hugo Deboutte) y dos a Bélgica Sur (P. Henry Lefévre y P. Alfred Bernard).

Además de los anteriores centros misioneros (que dependen de la Provincia de Bruselas-Norte) los Redentoristas en Haití tienen otras tres comu­nidades: la Parroquia de St. Gerard y el Estudian­tado Saint Clément en Puerto Príncipe, juntamen­te con el noviciado – St. Alphonse – recientemen­te inaugurado en Jéremie, al borde del Mar Cari­be. Por otra parte, un Padre Canadiense se cuida de la asistencia espiritual de las Madres Redento­ristas de Cap-Haitien, al norte. Hasta noviembre pasado se contaba también con la presencia de un Padre de 42 años, Michel Lachance, que, en la diócesis de Jéremie, ayudaba en la construcción de un Hogar de caridad. Una grave encefalitis lo condujo rápidamente a la muerte, privando a la Región de ayuda tan importante.

La principal actividad pastoral de los Redento­ristas en Haití la representa la parroquia de S. Gerardo: 100.000 habitantes, con un elevado nú­mero de grupos y de actividades. En agosto de 1998 se acometió una experiencia de misiones “parroquiales”. Se contó entonces con la ayuda de otros dos colaboradores de la gran familia alfonsiana: la Sainte Famille, asociación laica de origen belga que cuenta con más de 10.000 afilia­dos en la isla (de alguna forma recuerda la experiencia de las “Capillas del atardecer”), y las Compagnes de Jésus, fundadas por el redentorista P. Claessens. El futuro ofrece un inmenso campo de trabajo en una nación donde ciertamente no faltan los pobres, destinatarios privilegiados de nuestra acción misionera.

Print Friendly, PDF & Email

3220 COMMENTS


    Fatal error: Allowed memory size of 134217728 bytes exhausted (tried to allocate 3817472 bytes) in /web/htdocs/www.cssr.news/home/wp-includes/comment-template.php on line 2102