CONVERSIÓN ECOLÓGICA. LA ENCÍCLICA DEL PAPA FRANCISCO – ISCM

1
1311

Conversión ecológica. La encíclica del Papa Francisco

Ciclo de conferencias sobre “Laudato si’, organizado por el ISCM

Instituto Superior de Ciencias Morales

Con gran asistencia de público y satisfacción generalizada tanto de público como de organizadores, el Instituto Superior de Ciencias Morales de Madrid ha celebrado un ciclo de conferencias entre los días 19 a 23 de octubre.

Conversión ecológica. La encíclica del Papa Francisco” era el título de la convocatoria. “La sensibilidad ecológica es uno de los signos de nuestro tiempo. El papa Francisco ha hecho suya esta preocupación en la encíclica Laudato si’ sobre el cuidado de la casa común. El ISCM quiere hacerse eco de este reto, presentando y analizando la encíclica desde varias perspectivas y ofreciendo un taller de cine sobre la contaminación ecológica” (Programa).

El ciclo se articuló de la siguiente manera:

Ciencia y defensa de la creación (Miguel Ángel Soto, biólogo).- El ponente tomó como hilo conductor de su intervención el capítulo 1º de Laudato si’ (LS): “Lo que le está pasando a nuestra casa”. Se detuvo preferentemente en la contaminación, cambio climático, agua, pérdida de la biodiversidad. Con aportación de abundantes datos científicos puso de relieve la seriedad de las posiciones asumidas por la LS en esta materia. Aunque de forma más breve, abordó también los temas sociales del capítulo 1º, insistiendo en el deterioro de la calidad de la vida humana, degradación social y la inequidad planetaria.

Una teología de la creación en perspectiva ecológica (Miguel Rubio, Director y profesor del ISCM).- El núcleo de su conferencia fue la presentación de la visión teológica de la encíclica en su conjunto. Según su exposición, la articulación teológica de la encíclica –dentro de una visión holística– insiste en los siguientes campos: Una Teología (la perspectiva de Dios sobre la naturaleza como creación). La Teología de la creación que esboza LS presena la naturaleza como obra, reflejo y lugar de la presencia de Dios; la huella en ella del “pecado ecológico”; pero también las marcas positivas (conversión ecológica, virtudes ecológicas, comunión ecológica) que, a partir del paradigma de Jesús de Nazaret, establecen la armonía de toda la creación, dentro de una “ecología integral”. Una Antropología (la consideración teológica sobre el ser humano. UnaCosmología (la visión teológica sobre el mundo. Una Ética y una Espiritualidad (las consecuencias práxicas de esa teología sobre el proyecto de vida individual y social); un estilo de vida para andar por la “casa común”, responsable con la creación y en armonía con el misterio de Dios.

Vidal_Laudatosi

Paradigma ético de la encíclica: análisis y valoración (Marciano Vidal, moralista).- Distinguió tres círculos concéntricos en el paradigma ético utilizado por la encíclica: 1º Retórica moral(“moral del púlpito” o “moral del predicador”). En la encíclica se concreta en dos afirmaciones: a) La situación del planeta “está al límite” de sus posibilidades; b) podemos y tenemos que cambiar la orientación (con respecto a la contaminación, al cambio climático, a la pérdida de biodiversidad, etc.). 2º La “racionalidad de los datos” traducida en “criticidad ética” (“moral de la cátedra” o “moral del teólogo”). Analizó los razonamientos de la encíclica: a) En negativo: los mitos del progreso ilimitado y del carácter absoluto de la tecno-ciencia. b) En positivo: el ideal ecológico a realizar y la categoría ética de equidad. 3º La pragmática de la acción (“moral política” o “moral de la persona comprometida en la acción”). La encíclica propone un conjunto de estrategias y de tácticas: a) de concienciación o de responsabilización; b) de actuación de cada sujeto humano (“espiritualidad ecológica”) y, sobre todo, de quienes toman las decisiones (ONU, Estados, Sociedad civil, Organizaciones y Asociaciones). El conferenciante terminó brindando a los numerosos Redentoristas presentes (entre ellos, los dos Visitadores Generales y el padre Provincial) este modo de entender la moral para ser practicado en la Congregación y en nuestra Provincia de forma diversificada aunque unitaria: la moral del púlpito (en la predicación), la moral de la cátedra (en la reflexión teológica), y la moral de la acción (en el compromiso concreto tanto el de carácter personal como el encuadrado en Ongs).

Reacciones en la Iglesia y en la sociedad (F. Javier Elizari, profesor del ISCM).- Presentó una panorámica de dichas reacciones. Los elogios han sido la respuesta general en la Iglesia Católica y muy frecuentes en el resto del ámbito religioso y en la sociedad civil (medios de comunicación, instituciones, políticos, científicos, éticos, movimientos ecologistas, opinión pública…). Con todo, no han faltado las críticas. Éstas han venido, sobre todo, del mundo empresarial y, en especial, del financiero, de una minoría de científicos y políticos, y de parte de una derecha católica, de cuño muy conservador. Los efectos de la encíclica podrán medirse a largo plazo. Esperamos que la encíclica despierte o confirme la sensibilidad ecológica de los católicos y anime a los políticos a tomar decisiones valientes en la presente crisis del medio ambiente. A éstos toca la difícil tarea de poner algunos límites, en particular, al mundo de la economía.

Un caso dramático de contaminación ecológica: Erin Brockovich (film de Steven Soderbergh, USA 2000).- Con la presentación, proyección y posterior diálogo sobre este largometraje, concluyó este primer ciclo de conferencias organizado por el ISCM y celebrado en su sede de Madrid (Félix Boix 13).

La calidad de las exposiciones fue respaldada por una asistencia considerable de público (entre 70 y 111 asistentes, según los temas).

Javier Elizari / Miguel Rubio

Print Friendly, PDF & Email

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here