Papa Francisco concede audiencia privada al Superior General y a la Curia General

0
803

El 25 de febrero es un día muy especial en la vida de la Congregación. Hace 274 años, el 25 de febrero de 1749, el Papa Benedicto XIV aprobó la Regla de la Congregación y confirió la Aprobación Pontificia a la Congregación. En este mismo día, el P. Rogério Gomes, C.Ss.R., Superior General y el Consejo General, junto con el Secretario General, el Procurador General, el Postulador General y el Viceecónomo General, se reunieron con el Papa Francisco en su biblioteca personal para una audiencia privada.

El Papa Francisco saludó personalmente al Padre Rogério y a cada uno de los miembros de la Curia en la puerta de su biblioteca, dándonos la bienvenida. Luego, cuando todos nos sentamos, el Padre Rogério entregó al Papa Francisco un regalo en nombre de la Curia General (una colección de CD de música y cantos alfonsianos, una cruz episcopal con el escudo de la Congregación en plata y un estatuilla de San Alfonso). Luego, el Padre Rogério se dirigió al Santo Padre en nombre de la Curia y la Congregación agradeciéndole su mensaje a la Congregación en la Audiencia de octubre de 2022 para el Capítulo General XXVI y aseguró al Santo Padre que nosotros como Congregación tomamos sus palabras para salir constantemente de nuestras zonas de confort y llegar a las periferias con la Buena Noticia de la Redención.

El P. Rogério también agradeció al Santo Padre por haber concedido a la Academia Alfonsiana el estatus pontificio.

En un diálogo muy personal con nosotros, el Santo Padre reconoció que el día es el del 274 aniversario de la aprobación de la Regla por el Papa Benedicto XIV. El Santo Padre habló de su admiración por el Papa Benedicto XIV como un canonista y moralista muy sabio, pero también un Papa muy humano que estaba en contacto con las luchas de la gente. El Santo Padre se alegró de que haya sido Benedicto XIV quien haya concedido la aprobación papal a la Regla de San Alfonso.

El Santo Padre se mostró muy interesado en conocer el número de Redentoristas en el mundo y el número de vocaciones que tenemos a lo que el P. Rogério le proporcionó las últimas estadísticas, destacando en particular que tenemos alrededor de 800 jóvenes postulantes, candidatos, novicios y estudiantes. en Filosofía y Teología. El Santo Padre luego quiso saber de qué partes del mundo provenían estas vocaciones, y el P. Rogério explicó que el rápido aumento de vocaciones proviene de Asia y África, y hay un número constante en América Latina pero, lamentablemente, una disminución crítica. en vocaciones en Europa y América del Norte. El Santo Padre nos ha hablado de la importancia de promover las vocaciones al estilo de vida redentorista y que debemos asumir urgentemente esta tarea. También insistió en que debemos prestar mucha atención a la calidad de las vocaciones más que a la cantidad. Insistió en que examináramos todas las vocaciones y nos dio algunos ejemplos de seminarios donde había serios problemas morales entre los seminaristas y que era necesario abordar este tema. Reiteró nuevamente la necesidad de cuidar la animación vocacional y el delicado camino con los que están en formación.

El Padre Rogério ilustró al Santo Padre el trabajo del Consejo General sobre los Documentos Capitulares, Mensaje, Reflexión sobre nuestra Identidad, Misión, Vida Consagrada, Formación y Animación, de los que el Santo Padre tomó nota atentamente. El P. Rogério también compartió con el Santo Padre los esfuerzos del Consejo General para acompañar a todos los formandos con reuniones por internet en los próximos meses, en las que el Santo Padre se complació mucho en tomar nota de este aspecto de nuestra misión.

El Padre Rogério también compartió con el Santo Padre la misión de los Redentoristas en nuestros Santuarios, especialmente en Aparecida en Brasil, a lo que el Santo Padre dijo tener buenos recuerdos de su visita a Aparecida.

Finalmente, el Santo Padre agradeció al Padre Rogério y al Consejo por la visita, pidió nuestras oraciones por su ministerio y nos exhortó a seguir adelante con valentía en la misión de liderazgo que nos ha sido confiada para la Congregación y para la Iglesia en general en este tiempo de sinodalidad.

Finalmente, nos invitó a rezar con él el Ave María invocando la intercesión de Nuestra Madre del Perpetuo Socorro, y concluyó impartiendo su Bendición Apostólica. Finalmente nos condujo hasta la puerta y una vez más nos saludó personalmente a cada uno de nosotros en la puerta de su biblioteca en el Palacio Apostólico del Vaticano.

¡Un día verdaderamente memorable para el Superior General, el Consejo, la Curia y la Congregación!

Joseph Ivel Mendanha, C.Ss.R.
Consultor General

Print Friendly, PDF & Email