Pastoral Social

Comisión de Pastoral Social – Justicia, Paz e integración de la Creación (PS – JPIC)

Nuestra misión como redentoristas consiste, ante todo, en el anuncio de Jesucristo, solidario con los pobres y liberador de toda estructura de muerte. Así, trabajar por la Justicia, la Paz y la Integridad de la Creación, constituye la expresión de lo que nosotros somos y no simplemente algo que nosotros hacemos de forma tangencial a nuestra misión. El compromiso con el pobre y la promoción de la justicia están intrínsecamente vinculados a nuestra misión.

Las Constituciones establecen que la misión de la Congregación se caracteriza por el servicio a la persona, especialmente a aquellos “que por las condiciones sociales son más pobres y necesitados” (Const. 14). Dicha misión “comprende la liberación y la salvación de toda la persona humana,” lo cual lleva a todo redentorista a “solidarizarse con los pobres, y promover sus derechos fundamentales de justicia y libertad.”  (Cfr. Cont. 5). Siguiendo el ejemplo de Cristo en su entrega a todos los oprimidos por el pecado y todas sus expresiones, los redentoristas hacen de la opción por los pobres su misma razón de ser en la Iglesia (Cfr. Const. 5). Nuestra misión, ante todo, consiste en el anuncio de Jesucristo, solidario con los pobres y liberador de toda estructura de muerte, un anuncio que se hace con la proclamación de la Buena Noticia, pero también con nuestro estilo de vida.

El XXV Capítulo General nos invita una vez más a dirigir nuestra mirada hacia ese elemento fundamental de nuestro ser redentorista, especialmente en clave de solidaridad, asumiendo una vida que corresponda con la opción con los pobres (mensaje Final, n. 18).

El Sínodo de los obispos sobre la justicia en el mundo declara que “la acción a favor de la justicia y la participación en la transformación del mundo se nos presenta claramente como una dimensión constitutiva de la predicación del evangelio” (1971, n. 6). Y de ahí que, la evangelización y la misión sin una perspectiva de los valores de la Justicia, la Paz y la Integración con la Creación (JPIC) no pueda llamarse auténtica.

Es así como la Comisión de Pastoral Social y Justicia, Paz e integración de la Creación (PS y JPIC), como parte del Secretariado para la Evangelización y de acuerdo a las tareas recibidas del Gobierno General, promueve y anima a nivel de toda la Congregación, acciones en los campos de la movilidad humana, la justicia y la paz, el voluntariado, la Integración de la creación, el diálogo inter-religioso y la pastoral penitenciaria. Otras funciones de la comisión incluyen:

  • Experiencia, análisis social y reflexión teológica y fundamentación bíblica sobre nuestro carisma para que éste pueda convertirse en acción.
  • Canalizar las voces de los pobres y oprimidos en los lugares donde hacemos presencia, hacia el gobierno General e instituciones u ONGs, con el propósito de ofrecer alternativas a sus problemas.
  • Acompañar a las Conferencias y Unidades de la Congregación en la identificación de su forma particular de vivir y promover los valores de la PS-JPIC.
  • Promover la integración de acciones proféticas dentro de los proyectos apostólicos locales, a nivel de provincias y de conferencias.
  • Recoger y establecer redes de comunicación entre Unidades, Conferencias e instituciones fuera de la Congregación que nos ayuden a crear conciencia y fortalecer iniciativas relacionadas con la JPIC.
  • Proveer a nuestras comunidades de los recursos y herramientas para trabajar contra los flagelos que atentan contra la dignidad de la persona y de la entera creación, en las diferentes regiones donde está presente la Congregación.
  • Establecer vínculos de información y cooperación con entidades y asociaciones que trabajan con JPIC, especialmente con los dos grupos de religiosos y religiosas promotores de JPIC, el Pontificio Consejo “Justicia y Paz”, Caritas Internationalis, el Servicio de Documentación y Estudio (SEDOS), ONGs de inspiración católica y redentorista, Embajadas y la ONU.
  • Apoyar la labor de la Oficina de Solidaridad para África y Madagascar.
  • Apoyar a los hermanos y hermanas de la familia redentoristas comprometidos con la Justicia y la paz y que ponen en riesgo su integridad por favorecer la dignidad de la persona humana y de la creación.
  • Mejor acercamiento a cuestiones y preocupaciones comunes a todos los habitantes de esta Casa Común, como el cuidado del medio ambiente, la discriminación de la mujer y la multiculturalidad.

Y como la PS-JPIC es una fuerza integradora en todos nuestros frentes de trabajo: misión, predicación, educación, santuarios, etc., es también una fuerza que nos conecta a todos, como individuos y como Congregación. Los desafíos de la misión en un mundo globalizado nos exigen hoy día, pensar y actuar como un solo cuerpo misionero. En nuestros procesos de discernimiento de las prioridades apostólicas, una vez se han identificado los desafíos comunes, nos damos cuenta también de la necesidad de respuestas en común, independientemente del sector apostólico en el que nos encontremos. La Comisión de PS – JPIC pretende apoyar estos procesos de articulación e integración de nuestros esfuerzos.