Ser Redentorista, allí donde la misión es urgente y necesaria!

0
400

(de izq. a der.) Hno. Gerardo Lobo, Diac. Juan Carlos Urzagaste, P. Boris Calzadilla, Hno. Santos Baldiviezo, Diac. Alexis Rearte, Diac. Franklin Quispe

“El espíritu del Señor esta sobre mí. Él me ha ungido para llevar buenas noticias a los pobres, para anunciar la libertad a los cautivos y a los ciegos que pronto van a ver…” (Lc 4, 18)

Por primera vez en la Provincia de Bolivia (48.00), se llevó a cabo el encuentro de formación y retiro espiritual de los hermanos en vista a la ordenación sacerdotal, diaconal y votos perpetuos.  Esta formación y retiro se realizó en la ciudad de Tupiza – Potosí, en la parroquia Nuestra Señora de la Candelaria, primera fundación redentorista en Bolivia.  Participamos cinco hermanos: Diac. Alan Alexis Rearte Pérez, Diac. Juan Carlos Urzagaste U., Diac. David Franklin Quispe Paco, Hno. Santos Baldiviezo Figueroa y el Hno. Gerardo Lobo Roca, dicho encuentro se llevó a cabo del 17 – 31 de marzo y el retiro del 02 – 06 de abril.

(de izq. a der.) Hno. Gerardo Lobo, Diac. Franklin Quispe, P. Boris Calzadilla, Diac. Alexis Rearte, Hno. Santos Baldiviezo (unico de pie con los brazos abiertos)

Todos estos días fuimos acompañados por el P. Boris Calzadilla (Provincial) y también de los otros miembros del Consejo: P. Roman Ibarra, P. Richard Flores y P. Faustino Calcina (predicó el retiro), también el rector del Seminario P. Carlos Urquizu. En estos días pudimos palpar y renovar nuestra vocación desde nuestra consagración como redentoristas y el carisma que nos identifica como verdaderos misioneros e hijos de San Alfonso. Se nos recalcó sobre todo la importancia de la vocación misionera, saber cultivar y fomentarla  con una coherencia y convicción de vida, porque el misionero tiene que predicar el escándalo de  la cruz y cultivar la gracia de su ser, renovándose cada día.  Se nos enfatizó que como redentoristas debemos tener una espiritualidad profunda que anime nuestra misión, ya que un redentorista tiene que descubrir su espiritualidad en la vida, debe buscar a Cristo de la Vida en la vida. Poder profundizar nuestra espiritualidad nos lleva a una nueva y más profunda experiencia de Dios en la Trinidad.

En la casa de la Moneda, Potosí (de izq. a der.) Hno. Santos Baldiviezo, Hno. Gerardo Lobo, Diac. Juan Carlos Urzagaste, Diac. Alexis Rearte, P. Boris Calzadilla, Diac. Franklin Quispe, Un amigo (no religioso) el único medio sentado…

Reflexionar sobre todo lo que enmarca nuestra espiritualidad conociendo nuestra tradición, todo el proceso de formación de la Congregación, lo que nos ofrece hoy la sociedad y los cambios tecnológicos, nos llevaba a esta pregunta ¿Quién es hoy un redentorista?, Según el trabajo que realizamos ¿Cuál será nuestra respuesta? El Papa Francisco en una reflexión sobre la vida religiosa lanzaba estas preguntas ¿Cómo estas en la presencia del Señor? ¿Miras el Sagrario? ¿Te dejas mirar por Él? preguntas que un redentorista debe y tiene que reflexionar porque es parte de nuestra espiritualidad.

También se nos recalcó fuertemente sobre los fundamentos de nuestra espiritualidad y carisma: La Encarnación – Eucaristía – Pasión, Muerte y Resurrección de  Jesucristo Redentor, que es para aplicar a nuestra vida y vivirlos día a día.

Diac. Alexis Rearte, P. Boris Calzadilla (celebrante), P. Carlos Alberto Urquizu (Rector del Seminario Nuestra Señora del Perpetuo Socorro)

Como Misioneros Redentoristas estos fundamentos nos tiene que alentar a trabajar en lugares difíciles de misión: en contextos de pobreza, marginación, violencia, en culturas diferentes, allí donde la misión es urgente y necesaria. Los redentoristas estamos en el corazón de la Iglesia, porque estamos asociados a la misión de Cristo llevando a todos la abundante redención. Por tanto la Redención es una realidad permanente en Cristo en la cual los hombres entramos en comunión. Todo esto tiene que repercutir en la misión, en la liturgia que rezamos y vivimos día a día, ser fieles al Magisterio de la Iglesia, pero renovándose y discerniendo los signos de los tiempos; es por eso que ser fieles a Cristo nos lleva ser fieles a nuestro carisma, y aportar de lleno a la Iglesia para la evangelización, tenemos que ser instrumentos del  Espíritu Santo para que no seamos nosotros quienes hablemos o hagamos, sino que sea el mismo Dios, quien lo haga por nosotros,  así como dice la escritura “Si Dios no construye la casa en vano se cansan los albañiles”. Como redentoristas dejemos que Dios obre en nosotros y por nosotros.

Agradecemos a toda la comunidad de Tupiza por toda la atención que tuvieron con todos nosotros en todos estos días, pedimos la bendición de Dios y de nuestra Madre del Perpetuo Socorro para ellos y para todo el trabajo pastoral que realizan. Gracias…

Tupiza – Potosí, 08 de Abril de 2017

Diac. Juan C. Urzagaste,  C.Ss.R.