Asamblea en AL: Firmes en la fe, alegres en la esperanza, testigos del Redentor

0
848

(Trinidad, Goiás, Agosto de 2018) – Ya pasó una semana desde la llegada al Hotel Liguori, en la ciudad de Trinidad, Estado de Goiás. Cálida recepción de la provincia Redentorista a todas las unidades de toda la Conferencia de América Latina y el Caribe. Llegamos con la ilusión de poder abordar con esperanza el compromiso de la reestructuración y reconfiguración de nuestra amada Congregación, de cara a las exigencias de la Iglesia, de la Congregación y de los pobres, nuestros destinatarios. Damos gracias a la Provincia de Goiás que nos acoge y nos abraza con su alegria, con los espacios amplios y la comida abundante y generosa, preludios de la Abundante Redención prometida por el Señor a sus servidores.

Quiero resaltar el comienzo de la asamblea con la reflexión del Padre Pedrinho Guareschi. Palabras muy sabias para analizar la realidad que nos circunda. Los nuevos capitalismos que hoy emergen en el mundo, el cerco mediático que nos aprisiona y su influjo en el nuevo Capitalismo Digital. Ciertamente vivimos en un mundo en donde lo mediático se vuelve algo imprescindible, con la posibilidad de influir positiva o negativamente en las decisiones a tomar, sobre todo en las juventudes. Buena propuesta que nos invita a ver la realidad de nuestros pueblos y de nuestras unidades en búsqueda de reestructuración.

La visión optimista y confiada que nos presenta el Padre General nos llena de esperanza. La invitación a entrar en el proceso que nos pide a todos conversión y esfuerzo generoso nos renueva en el deseo de vivir a fondo perdido nuestra consagración al servicio de los más pobres en el momento presente.

La metodología que usamos para abordar los temas a reflexionar ha sido justamente la propuesta en esta parte del mundo: Ver, juzgar, actuar y nuestro compromiso de evaluar los procesos que se hacen necesarios en la Congregación.

Buen trabajo de las comisiones. Su dedicación fue completa. Reuniones amplias y juiciosas que han hecho posibles documentos de trabajo que han sido verdaderos mártires en la elaboración final del Plan Apostólico y del proyecto de Reconfiguración con Líneas de acción apropiadas a nuestra realidad de la Congregación en el continente.

Así va tomando forma la reconfiguración de nuestras unidades. Es una tarea que no tiene vuelta atrás y no está excepto de dolores, de crisis, de superación de miedos ante lo incierto. El futuro de la Congregación será grande en la medida de nuestra fidelidad al momento presente.

Ante estas circunstancias y ayudados de la gracia extraordinaria que Dios nos regala, estamos llamados a vivir con alegría el proceso. Con la mirada puesta en Jesús y con el corazón unido en sus latidos a Alfonso y a tantos cohermanos que fueron fieles al Redentor, nos lanzamos a tan bella aventura.

Nos anima ante todo: La presencia de los pobres, que son tantos en el continente. Los signos de los tiempos que nos invitan a ser fieles al carisma Redentorista hoy. Por estas y tantas otras razones vale la pena continuar asumiendo con corazón generoso nuestra misión en un mundo herido.

A los pies de nuestro Padre Eterno, en quien el pueblo brasileño confía sus necesidades. En las manos de la Madre del Perpetuo Socorro y con la intercesión de nuestros santos, beatos y mártires, pedimos nos concedan el arrojo misionero y la voluntad de dar pasos firmes en este proceso de reestructuración y reconfiguración.

P. Laureano Hurtado Castaño, C.Ss.R

Print Friendly, PDF & Email