Ser sacerdote para servir a un pueblo que sufre: Nicaragua

0
1740

(Managua, Nicaragua) – En una celebración eucarística que contó con la participación de más de 300 fieles católicos, la parroquia del Santísimo Redentor ha festejado la alegría de la ordenación sacerdotal de Oscar Danilo Orozco Martínez, de la congregación redentorista.
El obispo auxiliar de Managua, Monseñor José Silvio Báez, ha presidido la celebración en la cual enfatizó su mensaje: los sacerdotes se deben entregar a la gente, porque el sacerdote siempre debe estar “inclinado por el bienestar de la gente que lo necesita”.


Mons. Báez expresó que “Dios envía a hablar en nombre de Él sin temor”, a pesar de que en la actualidad esto se vuelva un riesgo.
Durante la homilía de este sábado 29 de diciembre 2018 en la parroquia Santísimo Redentor, Mons. Báez invitó a los sacerdotes a que pierdan el miedo ante “una sociedad como la nuestra: dolida, herida y sangrante”.

Luego añadió que no se debe temer para “anunciar y denunciar las fuerzas oscuras, hay necesidad de sacerdotes samaritanos que sepan llorar con los que lloran. El sacerdocio no es una profesión, sino una misión que hay que vivir, una entrega amorosa hacia la gente”, concluyó.

Los comunidad de sacerdotes redentoristas, por medio del provincial de Centroamérica, Nery Méndez, de Guatemala, mostraron todo el apoyo al pueblo de Nicaragua y aseguran que siguen orando para que llegue la paz al país.
Las últimas palabras de la celebración fueron del padre Róger Martínez CSsR, párroco de la parroquia Santísimo Redentor, quien agradeció la cercanía de Monseñor Báez con el pueblo de Nicaragua.

“Hoy 29 de diciembre tuve la alegría de conferir la ordenación sacerdotal al religioso redentorista nicaragüense Oscar Danilo Orozco Martínez. ¡Felicidades al P. Óscar Danilo y a toda la familia de padres misioneros redentoristas! Que el Señor haga muy fecundo el ministerio de este nuevo sacerdote nicaragüense”, escribió Mons. Báez en su perfil Twitter.

Scala News

Print Friendly, PDF & Email