El cardenal Tobin CSsR se une a la manifestación popular contra la detención de niños inmigrantes.

0
395

(Newark, New Jersey) – El cardenal Joseph W. Tobin, CSsR, arzobispo de Newark, se unió ayer a una manifestación de cientos de personas que se dieron cita en Newark para denunciar el trato inhumano de los niños inmigrantes. Alrededor de 500 personas asistieron al evento, que incluyó una celebración y una marcha al edificio ICE (Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de los Estados Unidos), una agencia federal de los Estados Unidos responsable de la seguridad fronteriza y el control de la inmigración. “Soy Joseph, tu hermano, soy Joseph, que tiene el corazón roto por la inhumanidad”, había dicho el cardenal Tobin durante el evento. Antes, en la Catedral de Newark, se rezó y reflexionó sobre los pasajes de las sagradas escrituras comentadas por algunos religiosos.
Luego, el arzobispo dirigió a la multitud en una canción “para detener la inhumanidad”, pidiendo detener la detención por inmigración de niños y sus familias.

De los diversos videos enviados a Fides vemos la marcha que tuvo lugar en la acera, en orden, en silencio y en oración, con pequeños carteles, para no ir en contra de las normas de circulación libre. La asociación Faith in Action lanzó el video completo de la celebración.
Mientras se realizaba la protesta, la Oficina del Inspector General del Departamento de Salud y Servicios Humanos emitió un informe que dice que los niños migrantes separados de sus padres “muestran más miedo, sentimientos de abandono y estrés postraumático”. en comparación con los niños migrantes que no han sido separados de sus seres queridos.

“Según algunos encargados de los niños, muchos de ellos ingresan a las instalaciones (para inmigrantes) después de escapar de la violencia y enfrentar amenazas directas a su seguridad durante su viaje a los Estados Unidos”, dijo el informe. “Algunos niños también han experimentado el trauma de haber sido separados inesperadamente de sus padres debido a las políticas de inmigración de Estados Unidos”.

Aunque el cardenal Tobin fue el único obispo presente, la nota enviada a Fides informa que varios obispos han enviado declaraciones en apoyo del evento, al que asistieron numerosos grupos de sacerdotes, religiosos y laicos. El grupo Faith in Action ha anunciado que este evento de Newark es parte de una campaña nacional en curso “desarrollada por una coalición católica de organizaciones para presionar a la administración y al Congreso de Trump a poner fin a las políticas y prácticas que traumatizan sistemáticamente a los niños , en particular la política de detención de niños y familias “.
(Agencia Fides, 05/09/2019)

Print Friendly, PDF & Email