Arzobispo Warda CSsR: emergencia de refugiados por la ofensiva turca contra los kurdos

0
88

El Arzobispo de Erbil, Mons. Bashar Matti Warda, C.SS.R. está preocupado por la escalada de violencia en el norte de Siria. La esperanza es que “todas las partes involucradas” ayuden a “proteger a los civiles inocentes”. Otro conflicto es insostenible. Al menos 275,000 personas huyen. La policía turca arrestó a cuatro alcaldes del partido kurdo.

(Erbil, Iraq) – Como Iglesia, “nuestras oraciones y nuestras esperanzas” siempre van en la dirección del “fin” de este “círculo interminable de violencia”; la esperanza es que “todas las partes involucradas” cumplan la tarea principal de “proteger a los civiles inocentes”. Esto es lo que el arzobispo redentorista caldeo de Erbil (Kurdistán iraquí) escribe en una nota, Mons. Bashar M. Warda CSsR, comentando sobre la escalada de violencia vinculada a la ofensiva turca contra los kurdos en el norte de Siria. Al hacer hincapié en las preocupaciones “por los refugiados y los inocentes desplazados de todas las religiones”, el prelado no oculta los temores de una “nueva ola de refugiados” en la región.

Mons. Warda advierte a la gente de Erbil y el norte de Irak sobre la posible llegada de “una nueva ola de refugiados”. “Ya hemos pedido, agrega, que la comunidad internacional pueda estar preparada para recibir ayuda si llega el momento de acoger a estos inocentes”. Y tememos, agrega, que este momento pueda ser “inminente”.

En los últimos dos años, Erbil, recuerda el arzobispo, ya ha registrado “un número creciente de refugiados cristianos sirios”, que han abandonado sus tierras y han buscado la aceptación entre los cristianos del Kurdistán iraquí. Esperamos que muchos otros “vendrán aquí” escapando del conflicto en el noreste de Siria. “Pedimos que el gobierno de Iraq, la administración regional kurda y la comunidad internacional no dirijan su mirada a otro lado” sino que contribuyan a ayudar a “personas inocentes de todas las religiones”.

Mientras tanto, en el frente ofensivo ya hay 275 mil personas que han abandonado sus hogares y tierras en el noreste de Siria, en el área de mayoría kurda.

Los signos de tensión e inestabilidad preocupan al arzobispo de Erbil, quien concluye su mensaje subrayando que “las minorías no pueden sostener otro conflicto serio” con repercusiones también en Irak. En este sentido, la “eliminación total de las milicias armadas” que controlan algunos territorios del norte es fundamental y que, en su lugar, se coloque una fuerza bajo el control y la responsabilidad total del gobierno.
“Pedimos a todos que recen por los inocentes de Siria e Irak en un momento crítico”.

(AsiaNews, 15/10/2019)

Print Friendly, PDF & Email